Resumen de Alergias Oculares (Eye Allergy Overview)

Eye Allergy¿Alguna vez sus ojos están llorosos, pican, duelen o se enrojecen o inflaman? Es probable que tenga conjuntivitis alérgica o alergia ocular, conocida comúnmente como alergia de los ojos.

Como todas las alergias, la conjuntivitis alérgica o alergia ocular, comienza cuando el sistema inmunológico identifica a una sustancia, que normalmente es inofensiva, como un alérgeno. Esto hace que su sistema inmunológico sobrerreaccione y produzca anticuerpos llamados Immunoglobulina (IgE). Estos anticuerpos viajan a las células que liberan químicos, lo que causa una reacción alérgica.

En este caso, la reacción se produce alrededor de los ojos. Las alergias oculares se producen cuando se inflama la conjuntiva. Se trata de una membrana mucosa que cubre la parte blanca del ojo y la parte interior del párpado.

¿Qué provoca las alergias oculares?
Las causas más comunes de conjuntivitis alérgica o alergias oculares son las alergias estacionales al polen y a las esporas de moho. Quienes padecen de rinitis alérgica (fiebre de heno) normalmente observan que sus síntomas se empeoran cuando salen en días de niveles elevados de polen.

Los alérgenos de interior, por ejemplo los ácaros del polvo y la caspa animal, también pueden producir alergias oculares en cualquier momento del año. Si padece este tipo de alergia, puede notar que sus síntomas empeoran mientras realiza ciertas actividades como limpiar la casa o peinar a una mascota.

Síntomas y diagnóstico
Si sus síntomas se relacionan con una alergia ocular, es probable que tenga problemas en ambos ojos. Los síntomas típicos incluyen:

  • Ojos llorosos
  • Picazón
  • Sensibilidad a la luz
  • Enrojecimiento
  • Sensación de arenilla
  • Inflamación de los párpados


Estos síntomas pueden presentarse solos o junto con síntomas de rinitis nasal alérgica. Normalmente aparecen poco después de la exposición al alérgeno.

Un alergista / inmunólogo, usualmente llamado alergista, tiene la capacitación especializada y la experiencia para determinar qué alérgenos están causando sus síntomas y analizar qué opciones de tratamiento son adecuadas para usted. Un alergista/inmunólogo también puede ofrecer valiosos consejos para evitar los factores desencadenantes.

Su alergista confeccionará una historia clínica detallada, realizará un examen físico y luego probablemente lo examinará para determinar si hay alergias. Las pruebas de punción epidérmica pueden mostrar los resultados en 20 minutos, aunque las reacciones demoradas pueden tardar más en aparecer. También se pueden realizar análisis de sangre y pruebas de provocación conjuntival.

Para realizar la prueba de provocación conjuntival, el alergista aplicará en un ojo materiales secos o líquidos con concentraciones de alérgenos, y aplicará un placebo en el otro ojo para que sirva de control.

Evitando disparadores
Sea que usted es alérgico a las alergias de interior o de exterior, evitar las causas es la clave para el alivio. Estos son simples pasos que puede tomar para limitar su exposición a alergias al aire libre, como el polen y el moho:

  • Mantenga las ventanas cerradas de noche y, de ser posible, use acondicionador de aire que limpia, enfría y seca el aire.
  • Trate de estar adentro cuando haya índices elevados de polen o moho. Cuanto vuelva a ingresar, dese una ducha, lávese el pelo y cámbiese la ropa.
  • Evite tener a su cargo la tarea de cortar el césped o rastrillar hojas. Esto “agita” el polen y el moho. También evite colgar sábanas o prendas afuera para que se sequen.
  • Cuando viaje en auto, mantenga las ventanillas cerradas.
  • Use un sombrero con borde ancho para reducir la cantidad de alérgeno que pueda entrar en los ojos.
  • Las gafas de sol también pueden ayudar a reducir la cantidad de alérgeno que entra en los ojos.
  • Aplique gotas de solución salina en los ojos después de estar al aire libre para eliminar los alérgenos de la conjuntiva.


Es más difícil evitar alergias de interior, como el polvo o la caspa de mascotas, pero usted puede tomar medidas para evitar la exposición. Utilice una aspiradora con filtro HEPA para reducir el polvo en su hogar y trate de mantener a las mascotas fuera de su cuarto para reducir la exposición a la caspa de estas cuando duerme.

Tratamiento y alivio
Los síntomas de la alergia ocular pueden ser muy molestos, pero la buena noticia es que no son una gran amenaza para la vista, fuera de la provisoria visión borrosa. Además, la conjuntivitis alérgica no es contagiosa.

Para el tratamiento inmediato de los síntomas de alergia ocular, a menudo se usan pastillas antihistamínicas y gotas oftálmicas de venta libre. Sin embargo, el uso prolongado de algunas gotas oftálmicas puede empeorar los síntomas.

Su alergista/inmunólogo podrá prescribir medicamentos más fuertes si sus síntomas persisten.

Las gotas oftálmicas con corticoesteroides son efectivas, pero a menudo tienen efectos colaterales, incluso cuando se usan tan solo por un período corto de tiempo. El uso de este medicamento debe ser indicado por un oftalmólogo debido al riesgo de efectos colaterales, como glaucoma (aumento en la presión ocular), cataratas e infección.

Dependiendo del motivo que está causando sus síntomas de alergia ocular, la inmunoterapia (vacunas antialérgicas y comprimidos) puede ser muy eficaz para brindar resistencia prolongada a los alérgenos desencadenantes. El concepto subyacente a la inmunoterapia (vacunas antialérgicas y comprimidos) es que el sistema inmunológico puede desensibilizarse a alérgenos específicos que desencadenan los síntomas de alergia en primer lugar.

Consejos de salud
Las alergias oculares comienzan cuando el sistema inmunológico identifica como alérgena una sustancia que, en otras circunstancias, sería inofensiva. Esto hace que su sistema inmunológico reaccione de forma exagerada y libere productos químicos que causan una reacción alérgica. En este caso, la reacción ocurre alrededor de los ojos.

Las alergias oculares son causadas por alergias estacionales o de todo el año,  y pueden tratarse con gotas oculares, medicamentos orales o inmunoterapia contra la alergia. Es mejor evitar los desencadenantes de la alergia.

Sentirse mejor. Vivir mejor.
El alergista / inmunólogo, usualmente llamado alergista, es un pediatra o internista con al menos dos años adicionales de especialización en el diagnóstico y tratamiento de alergias, asma, deficiencias del sistema inmunitario y otras afecciones del sistema inmunitario.

La visita al consultorio del alergista puede darnos un diagnóstico exacto, un plan de tratamiento adecuado e información que nos ayudará a controlar la enfermedad y a sentirnos mejor.

El servicio Encuentre un Alergista / Inmunólogo de la AAAAI es un recurso de confianza para ayudarlo a encontrar un especialista cerca de su hogar.

Este artículo ha sido reseñado por Thanai Pongdee, MD, FAAAAI

Close-up of pine tree branches in Winter Close-up of pine tree branches in Winter