Eccemas cutáneos de verano - Summertime skin rashes

Este artículo ha sido reseñado por Thanai Pongdee, MD, FAAAAI

Si usted padece de alergias cutáneas, el verano es la época en que suelen producirse brotes de eccema en la piel, incluso dermatitis atópica (eccema) y urticaria (ronchas).

Estos pasos pueden ayudar a reducir sus síntomas, o incluso evitarlos por completo:

1. Cuídese del sol. Las ronchas pueden desencadenarse por el calor o la transpiración. Beba mucho líquido, evite acalorarse demasiado y utilice pantalla solar.

2. Esté preparado. El eccema puede empeorar en verano, en especial, con la transpiración excesiva. Tenga un plan de tratamiento dermatológico. Esto puede incluir tener a mano productos suaves para bañarse.

3. Cuídese de ciertas plantas. El roble venenoso, el zumaque o la hiedra pueden producir eccemas cutáneos. Hay algo simple que debe recordar para su seguridad: "¿Plantas de tres hojas? Aléjese". Algunas personas son sensibles al punto de que sus afecciones pueden empeorar cuando están en contacto con el pasto u otras plantas. Para protegerse, use pantalones largos y mangas largas si las plantas pueden causarle reacciones.

4. Las picaduras de insectos pueden causar reacciones locales severas en algunas personas. El repelente de insectos puede ser útil. Las garrapatas también pueden ser una causa de reacciones. Si encuentra una garrapata, retire el cuerpo entero y guárdelo para mostrárselo a su médico.

5. Es normal que el aguijón de las abejas y las avispas cause un eccema leve. No obstante, estas picaduras pueden provocar una reacción grave –en algunos casos, anafilaxia– a quienes tienen alergia a los insectos que pican y pueden requerir tratamiento de emergencia.

6. El verano suele venir acompañado de elevados niveles de moho y polen, así como una empobrecida calidad del aire debido al smog. El empeoramiento de las alergias nasales o asma puede causar brotes cutáneos. Mantenga al mínimo las actividades al aire libre en esos momentos.

7. No todos los eccemas son alérgicos. Las infecciones son comunes en verano y pueden causar eccemas cutáneos no alérgicos. Si tiene dudas, consulte a un alergista/inmunólogo. El alergista/inmunólogo tiene una capacitación especial y experiencia para diagnosticar y ayudarlo a tratar su afección.

Alergias cutáneas

AAAAI - American Academy of Allergy Asthma & Immunology