De vuelta al colegio con las alergias y el asma - Back to School with Allergies and Asthma

Este artículo ha sido reseñado por Thanai Pongdee, MD, FAAAAI

El primer día de clases es emocionante para los niños y para sus padres. También puede ser un momento de ansiedad si su hijo tiene asma o alergias.

Antes de que suene la campana
Comience los preparativos antes de que empiece el nuevo año escolar de manera de sentirse seguro al mandar a su hijo al colegio. Asegúrese de que su  hijo toma sus medicamentos contra el asma o contra la alergia como han sido recetados. Mantenga esa rutina durante el verano para que no se deje de tomar alguna dosis. Dejar de tomar los medicamentos puede provocar un aumento de los síntomas, lo que suele restarle tiempo de clases.

Según la afección alérgica de su hijo, intente:
•    Recorrer la escuela para identificar posibles desencadenantes de asma o alergia
•    Conversar sobre la afección de su hijo y el plan de tratamiento con el/los maestro/s de su hijo y otro personal relevante de la escuela (por ejemplo, los profesores de gimnasia)
•    Si su hijo corre peligro de tener reacciones que ponen en peligro su vida, como las alergias alimentarias o a las picaduras de insectos, realice un Plan de Acción en Caso de Anafilaxia, y muestre al personal escolar cómo administrar la epinefrina autoinyectable.

En el aula
Existen muchos desencadenantes potenciales de alergia y asma en las escuelas. Es muy importante que las alergias de su hijo hayan sido diagnosticadas con precisión para determinar qué alérgenos se deben evitar. Si su hijo no ha sido evaluado, pida una cita con un alergista/inmunólogo.
Estos son algunos disparadores comunes de asma y alergia que pueden encontrarse en el aula:
•    Ácaros de polvo
•    Hongos
•    Polvo de tiza
•    Caspa animal

En los recreos, clase de gimnasia y deportes que se practican fuera del colegio
Los recreos pueden ser el momento favorito del día para muchos niños, pero para los que tienen alergias o asma, puede ser un campo minado de potenciales factores desencadenantes.

Si su hijo tiene rinitis alérgica (fiebre de heno), suscríbase a las notificaciones periódicas de medición de polen por correo electrónico del National Allergy BureauTM. Cuando los niveles son muy altos, haga planes de acuerdo con ello si su hijo toma medicamentos para controlar los síntomas. Cuando esté en el interior de un edificio, pida al personal que mantenga las ventanas cerradas para evitar que entre el polen.

Es probable que los niños que padecen de asma inducida por ejercicio se quejen por tener que hacer actividades físicas. Sin embargo, es muy importante que los niños se mantengan activos, por lo que debe trabajar con el personal escolar para desarrollar estrategias para que su hijo no tenga síntomas mientras hace ejercicio. Estas pueden incluir:
•    Usar un inhalador de rápida acción 15 minutos antes de hacer ejercicio
•    Beber mucha agua antes, durante y después del ejercicio
•    Elegir deportes que tengan menos probabilidad de desencadenar los síntomas.

Las picaduras de insectos pueden causar reacciones graves en los niños que tienen alergia a las picaduras de insectos. Explique los síntomas al personal escolar y asegúrese de que su hijo siempre lleve epinefrina autoinyectable por cualquier emergencia.

AAAAI - American Academy of Allergy Asthma & Immunology