Consejos sobre el cuidado de la piel para quienes padecen de dermatitis atópica (eccema)

Este artículo ha sido reseñado por Thanai Pongdee, MD, FAAAAI

Si usted padece de dermatitis atópica (eccema), el cuidado de la piel es importante para mantener y tratar la afección. El eccema es una reacción alérgica cutánea que produce un rash rojizo, escamoso y que produce picazón. El rash a menudo aparece sobre el rostro, codos, rodillas, manos o cuero cabelludo. Algunos de los disparadores son los alérgenos, recalentamiento o transpiración, la  tensión emocional (estrés), los alimentos y el contacto con elementos irritantes como la lana, las mascotas o los jabones.

El cuidado de la piel comienza con la limpieza. Si usted padece de eccema, evite usar jabones secos o detergentes fuertes. El nivel promedio del pH (ácido o alcalino) del jabón es de 9 a 10. El nivel normal del pH de la piel es de 4 a 5. Debido a esta diferencia, el jabón aumenta el pH de la piel a un nivel indeseable y puede empeorar los síntomas del eccema.

Es mejor utilizar un limpiador sin jabón porque generalmente no contienen lauril sulfato de sodio. Este producto químico es el que crea la espuma del jabón y puede irritar la piel. Estos son algunos limpiadores sin jabón: Barra de Belleza para Piel Sensible sin Perfume Dove®, Limpieza Gentil Aquaphor®, Limpieza de Cuidado Avanzado AVEENO®,  Barra para Piel Sensible Basis®, Limpiador Hidratante CeraVe™ y Barra de Limpieza Cetaphil®.

Otros consejos para el cuidado de la piel:
•    Cuando se bañe o se duche, evite utilizar aquello que raspe la piel, como manoplas, esponjas comunes o esponjas vegetales.
•    No utilice gel de baño.
•    No frote la piel seca, trátela con suavidad.
•    Hidrate inmediatamente luego del baño/ducha para conservar la humedad.

Si tiene eccema, converse con su alergista / inmunólogo para determinar un plan de cuidado de la piel que sea apropiado para usted.

AAAAI - American Academy of Allergy Asthma & Immunology